Body painting para camuflarse en paisajes de Nueva York

El body painting, que un comienzo parecía estar destinado a exhibir cuerpos desnudos perfectamente torneados, hoy se ha convertido en toda una forma de arte que sorprende y cautiva. Un buen ejemplo de ello es el arte de pintar figuras de animales usando el cuerpo humano, una manera ideal de invitarnos a disfrutar de esta técnica.

Pero el trabajo de la bodypainter Trina Merry va un poco más allá de eso, perfeccionando una técnica que consiste en camuflar cuerpos humanos en distintos espacios, algunos de ellos realmente impresionantes como la mismísima ciudad de Nueva York.

Sus proyectos combinan las piezas artísticas que se exhiben en galerías y las realizaciones dedicadas a la publicidad y otros medios, que no destacan como algo particularmente especial. Sin embargo su trabajo New York Camuflages Series resulta impresionante y atractivo, siendo una excelente muestra de cómo el body painting puede transformarse en algo que se puede apreciar y disfrutar, estimulando la imaginación y la sensibilidad.

El detalle y cuidado puesto en cada una de estas fotografías demuestra por sí mismo que esta técnica está llena de potencial siempre que dejemos volar la imaginación a favor del arte.

body painting

 

Trina Merry

 

Trina Merry

 

 

 

 

 

 

body painting

 

Trina Merry

Un interesante trabajo que nos recuerda que nuestro cuerpo también puede ser un buen lienzo, pero sobre todo un excelente vehículo para manifestar toda nuestra creatividad.

 

Débora De Sá Tavares

Sígueme en twitter @deboradesat

¿Te gustó este artículo? Coméntalo o compártelo en Facebook para que tus amigos también puedan disfrutarlo.

 

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *